¿Es posible Emprender sin riesgo? 10 consejos para lograrlo

En la onda de los emprendimientos siempre existe el temor de fracasar intentándolo. ¿Es posible emprender sin riesgo? Quizás la respuesta no sea afirmativa o, ingenuamente, creas que puedes lograr tus metas de emprendedor, con sólo comenzar tu negocio.

Si rondan tu cabeza ideas para emprender un negocio, debes estar claro que los riesgos están siempre acechando y es tu decisión aceptarlos. Lo mejor es medir los objetivos para determinar cuáles son las probabilidades de éxito. Recuerda que la rentabilidad a largo plazo depende del resultado final tu acertada evaluación.

Estamos en una etapa de la humanidad donde la cooperación se exige y es un buen punto a tomar en cuenta cuando se emprende. Si deseas formar parte de una comunidad de coworking o networking, entra en westart.es y entérate de todo lo que hay para aprender a emprender.

Por otro lado, hacer un plan con detalles en el que esté plasmada tanta información como puedas, es una estrategia que apunta a ganar y puede evitar fracasos tempranos.

Cómo emprender sin riesgo

Emprender puede ser arriesgado, sí, pero si te ciñes a esta idea, jamás abandonarás tu zona de confort. Además, hay que reconocer los puntos más débiles antes de iniciar una empresa. Gran parte del riesgo al que se enfrentan las empresas emprendedoras tiene que ver con la debilidad del empresario.

Por lo tanto, si te conoces a fondo y sabes en qué puedes fallar, será más fácil evitar el fracaso. Es importante intentar reducir al máximo la aparición de riesgos, utilizando de ser posible, el consejo de expertos, pero también ser conscientes de que pueden ocurrir. Si ocurren, queda aprender de ellos en lugar de lamentar lo que podría haber sido de otra manera.


7 Cosas indispensables en toda oficina de Coworking

Para ayudarte a despejar la mente y que puedas emprender en un negocio sin tantos tropiezos, aquí hay una lista de 10 interesantes consejos para emprender sin riesgo, sin que te quedes varado en el intento.

1. Haz una propuesta original

Al momento de iniciar tu startup, lo primero que debes plantear es qué puedes hacer tú que los otros no hayan hecho o si puedes mejorar algo ya existente. Preguntas como ¿qué características la distinguen de las demás?, ¿habrá clientes que compren mi idea a pesar de las que ya hay?, son esenciales. El análisis de mercado siempre es un buen comienzo.

2. Evitar el hermetismo

Un craso error del principio es pensar que tu idea es el descubrimiento de la rueda y que no debes compartirlo con nadie. El término emprendedor Gollum se refiere a ello. Cuanto más tu idea sea compartida y criticada, es mejor para tu futuro emprendimiento.

Cómo funciona Comunidad Coworking en Valencia

3. Hazte de un buen plan y plásmalo

Tal como se elabora cualquier planificación, con metas, estrategias, recursos, etc., este plan puede servir de mapa, de guía para emprender, sin tantos tumbos en la primera etapa.

4. Los detalles sí importan

Asegúrate de conocer las leyes que regulan el sector en el que te desarrollarás. Este punto es definitorio para emprender sin riesgo de sucumbir por desconocimiento. Así mismo, el tema fiscal deber ser tomado muy en cuenta y los trámites legales que tienes que procurar.

Alquiler de sala multiusos coworking en Valencia

5. Aférrate a la tecnología

Hay empresas que funcionan desde un Smartphone. Los negocios hoy en día fluyen y prosperan a través de las redes, por lo que un ordenador y un buen teléfono pondrán, seguramente, tus números a volar sin necesidad de mucho aparataje.

6. Cultiva la sociabilidad y la asertividad

Mejorar como persona redunda siempre en mejores relaciones interpersonales. Una comunicación asertiva es, generalmente, una comunicación efectiva, por lo que la mejora personal es un apoyo para tu naciente startup. Puede ayudar, unirse a una red coworking, donde el trabajo en equipo mejora las cualidades individuales.

7. La ayuda es esencial

Pedir ayuda y consejo no es síntoma de debilidad sino de inteligencia. Si sientes que proyectar todo en solitario te abruma, busca apoyo. Existen espacios coworkings, es decir, espacios comunitarios donde las ideas se ponen a funcionar, pero en equipo.

Beneficios de trabajar en un coworking

8. Busca a profesionales del área

El término alianza sale a relucir en este momento. La ayuda de expertos en la materia que has elegido para emprender, importa tanto como la idea misma. Es una estrategia de negocios que siempre da buenos resultados.

9. Convéncete de tu idea

Sonará extraño, pero el primer cliente de tu negocio eres tú mismo. Tienes que emprender ideas de las cuales tú estés absolutamente seguro que te satisfacen y que, si tú fueras a comprarlas, lo harías sin tapujos.

10. Nunca te quedes estático

Por lo general, una idea atrae otra o la modifica. El dinamismo en un negocio es fundamental, así como la innovación y la evolución en los productos o servicios.

Coworking vs. Oficina compartida: ¿Cuál es la mejor?

Emprender sin riesgo puede ser una idea falsa

El riesgo es inevitable cuando de emprender se trata. Querer solapar la idea de un negocio sin riesgos sería temerario y peligroso para la futura empresa. Lo ideal sería prepararte de tal forma que cada variable que actúa en el emprendimiento, esté pensada lo mejor posible.

Por ello es que es de suma importancia la ayuda externa. El término coworking está ganando fama en el mundo y España no se queda atrás. Pero, ¿Qué es coworking y cómo te ayuda en tu incipiente empresa?

El término hace alusión a trabajar en equipo. Son oficinas que comparte un equipo interdisciplinario de profesionales, teletrabajadores o networkers e, incluso empresarios. En ellas se crean múltiples oportunidades empresariales y personales entre sus miembros.

Alquiler espacio de coworking: Tipos, beneficios y precios

Como espacios sinérgicos lo define WeStar, donde podrás formarte en Networking y Webinars y darle impulso a tu startup. No estarás solo y seguramente esta iniciativa te motivará a dar los siguientes pasos con mayor solidez.

A través de la página web de WeStar podrás ingresar al mundo de los espacios de coworking, alquilar uno de ellos y compartir con otras personas quienes, como tú, buscan llevar su idea a la realidad y comenzar a disfrutar de una empresa productiva y estable.